Historias de Hurlingham: Roca angosta

◊ En la foto de 1965 se ve a la izquierda la camioneta Estanciera de reparto de la panadería Asurmendi. La popular panadería ocupó el local de la esquina donde antes había estado el restaurante alemán Cap Arcona, al que alguna vez asistieron los marineros del barco Admiral Graf Spee, que en 1939 participó de la batalla del Río de la Plata. Uno de los marineros quedó radicado en Hurlingham, en Villa Alemania.

En la esquina opuesta se ve el frente del almacén de devoto. Fue propiedad de los hermanos Gerónimo y Emilio Devoto. Funcionó como almacén y como despacho de bebidas. En sus mesas, era habitual ver a parroquianos de origen italiano que asistían después de trabajar. En esa esquina había un buzón del correo y era un punto de reunión de los jóvenes del barrio.

Historias de Hurlingham: Avenida Roca angosta
Entrá a ver otras historias: Sodería Zuetta / Inauguración de la plaza Ravenscroft / Antigua estación Newbery

La inauguración oficial del ensanche de la avenida Roca fue el 21 de octubre de 1973, en coincidencia con el día de Hurlingham. La Comisión de Comerciantes y Amigos de la Avenida Roca gestionó las obras ante distintos intendentes del Partido de Morón. Ángel Morreale fue el presidente de esa comisión, Isaac Pluda su vicepresidente y Eduardo Anea el Tesorero.

Las obras incluyeron la realización de los desagües y demoraron más de lo previsto por dificultades en el compactado del piso y la falta de cemento. Durante los dos años que la avenida estuvo cortada al tránsito de los vehículos, se generaron dificultades para los vecinos y los comerciantes. Las zanjas que surcaban los bordes de la avenida Julio A. Roca, a la que también llamaban Ruta 8, estaban pobladas de ratas. □ HCXC

La fotografía fue cedida por Hans Pastor. La tomó desde su taller mecánico en Roca casi Necochea. Eduardo Anea nos relató su experiencia como tesorero de la comisión que gestionó el ensanche. Tito Armagnac aportó los recuerdos de cuando trabajó en el Almacén de Devoto durante su adolescencia.

Eduardo Fortunato, publicado en revista Hurlingham casaxcasa, noviembre 2011.

Un comentario en «Historias de Hurlingham: Roca angosta»

  • el 1 septiembre, 2020 a las 12:25
    Enlace permanente

    En la esquina el almacén de Devoto. Iba a hacer mandados ahi cuando era chica en los años 50. Había un buzón rojo en la vereda en la esquina! Después cruzaba Roca, cosa fácil en esa época, y compraba el pan y facturas en la Panadera Asurmendi. Las macitas era riquísimas!

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *